We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.


Cubaverdad on Twitter

Venezuela quemó más de medio millón de kilogramos de productos médicos y farmacéuticos de procedencia cubana, caducados por mala gestión en su manejo y distribución.

El Servicio Autonómico de Elaboraciones Farmacéuticas de Venezuela, SEFAR, se ha visto obligado a incinerar 566.590 kilogramos de dichos productos, entre ellos miles de jeringuillas con moho, malas condiciones de almacenamiento, demoras en la tramitación portuaria e irregularidades en la distribución de los productos cubanos.

Un reporte del diario El Universal, que asegura haber tenido acceso a un informe del contralor general, Clodosbaldo Russián, a la Asamblea Nacional, que según la Contraloría, el SEFAR gastó  1 200 000 bolívares entre los años 2008 y 2009 en incinerar 566 toneladas de productos caducados.

Añade El Universal que Russián indicó que un porcentaje importante de esos medicamentos estuvo almacenado "por un promedio de dos años y no fueron distribuidos" mientras que otros fueron dejados a la intemperie cuando debían ser refrigerados, .

Entre los productos dañados se encontraron 27.000 jeringuillas con moho y no aptas para el uso humano, por haber estado almacenadas en un sitio no especificado con filtraciones en el techo.

El informe de la Contraloría citado por El Universal, añade que otras causas fueron "carecer de espacios adecuados para el resguardo y la conservación de medicamentos, los controles internos deficientes y que no permiten su salvaguardia, así como un correcto registro y oportuna distribución.

El reporte agrega problemas en el cumplimiento de los acuerdos firmados con Cuba en 2005 por valor de 1 300 000 bolívares, pues llegaron desde la isla medicamentos que no se correspondían con los requerimientos y otros en mayores cantidades de lo solicitado.

Otro de los errores detectados fue la recepción de productos cubanos a menos de nueves meses para su vencimiento cuando el margen exigido es de 18 meses, y el retraso en otros envíos.

Con relación a la salida de los fármacos de los puertos, el contralor señaló que el retraso en un promedio de cinco meses en la salida de lotes de medicamentos costó al país 2 800 000 bolívares adicionales.


Go to article


Go to Source Site

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *