We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.


Cubaverdad on Twitter

Tras anuncio de nueva política hacia Cuba, alivio entre partidarios del
acercamiento y también cautela
ABEL FERNÁNDEZ
abfernandez@elnuevoherald.com

Muchos temían un retroceso drástico en las relaciones entre Cuba y
Estados Unidos antes del anuncio del presidente Donald Trump sobre los
cambios en la política hacia la isla, lo cual mantuvo en vilo a muchos
que apoyan el acercamiento con la isla.

Pero después del anuncio, una sensación de alivio se respira entre
quienes favorecen los viajes a Cuba y el intercambio directo con el
pueblo cubano.

Ralph de la Portilla, un cubanoamericano residente en Miami que trabaja
como director de viajes para la agencia Classic Journeys, con sede en
San Diego, confiesa que estuvo varios días sin dormir antes del anuncio
del viernes pasado en La Pequeña Habana. Su trabajo como guía llevando a
grupos de estadounidenses a la isla es el principal sustento de su
familia, incluyendo sus dos hijos.

“Los cambios no nos afectan directamente [a los turoperadores]”, dijo
aliviado de la Portilla pocas horas antes de partir rumbo a la isla
frente a un grupo de estadounidenses. “Básicamente, tenemos que seguir
las mismas reglas que siempre hemos seguido”, dijo en referencia a los
diarios que sus clientes deben llenar durante su viaje a la isla, y a
los reportes que él mismo debe completar y entregar a la compañía por si
fueran auditados por la Oficina para el Control de Activos Extranjeros
del Departamento del Tesoro (OFAC).

Las políticas anunciadas por el presidente Trump buscan limitar el flujo
de dólares a las empresas operadas por las Fuerzas Armadas y y eliminar
los viajes individuales de los estadounidenses a la isla, una
prohibición que podría beneficiar a los turoperadores.

Sin embargo, de la Portilla cree que el anuncio de las nuevas medidas
fue “muy ambiguo” y que ha generado “desinformación” entre las personas
que quieren viajar a Cuba, muchos de los cuales le han preguntado si
todavía lo pueden hacer.

“Cuando la gente escuchó que podrían ser auditados, eso los intimidó”,
dijo. “Pero desde el 2011 cuando comenzaron los viajes a Cuba bajo las
licencias people-to -people, eso siempre ha sido así”, añadió.

Giancarlo Sopo, de la Fundación CubaOne, que ofrece a jóvenes
cubanoamericanos la oportunidad de viajar a la isla en grupos y con un
itinerario, dijo que el programa de la fundación, que se enfoca en el
sector privado cubano, “encaja perfectamente dentro de las nuevas
regulaciones”.

“[Nuestro programa] es el modelo ideal que la Administracion quiere que
sigan los norteamericanos al viajar a Cuba”, dijo Sopo.

Sin embargo, la preocupación antes del anuncio también mantuvo a su
organización en jaque, y publicaron una carta abierta pidiéndole al
presidente que no volviera a la política de la Guerra Fría.

Sopo aclaró que “es muy prematuro” hacer pronósticos sobre el impacto de
la nueva política hasta saber los detalles de las nuevas regulaciones
que aún debe redactar OFAC.

Jorge Duany, profesor de la Universidad Internacional de la Florida
(FIU) y director del Cuban Research Institute (CRI), coincide en que
faltan los detalles de las regulaciones, pero también cree que los
programas de FIU de acercamiento con la isla no se verán afectados.

“No esperamos por el momento que las regulaciones tengan un impacto en
el intercambio académico”, dijo Duany, miembro del Cuba Council de FIU,
que se encarga de orientar a la universidad en el acercamiento con Cuba.

“Estamos activamente buscando actividades con instituciones académicas
de Cuba y estamos interesados en que vengan y vayan personas”, dijo
Duany. El año pasado, el programa de verano InCubando@FIU recibió a 15
emprendedores de la isla que recibieron clases de negocios y visitaron
empresas locales. El programa estaba fundado por la organización sin
fines de lucro Raíces de Esperanza.

“Los cambios en las políticas de los Estados Unidos no parecen afectar
la capacidad de los ciudadanos estadounidenses para patrocinar o apoyar
a las empresas o trabajadores del sector privado cubano”, dijo John
Caulfield, ex jefe de misión de la Oficina de Intereses de EEUU en La
Habana y cofundador de Innovadores, una fundación que apoya a
empresarios del sector privado cubano de tecnología y diseño y les
patrocina pasantías en EEUU. La organización opera con donaciones de
estadounidenses interesados en las iniciativas tecnológicas.

“Creemos que Cuba tiene una reserva de talento y creatividad que tiene
recursos muy limitados para desarrollarse”, dijo Caulfield, quien espera
ver en el futuro “más apertura del mercado, dando a jóvenes cubanos
talentosos la oportunidad de desarrollar sus ideas y tener éxito
económico sin tener que emigrar para hacerlo”.

Source: Tras anuncio de nueva política hacia Cuba, alivio entre
partidarios del acercamiento y también cautela | El Nuevo Herald –
www.elnuevoherald.com/noticias/sur-de-la-florida/article157305494.html


Go to article


Go to Source Site

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *