We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.


Cubaverdad on Twitter

Un cerdo de raza canadiense y 300 libras permanece de pie, atado a un poste en la calle 240 de Jaimanitas. A su alrededor, un grupo de personas espera para comprar su carne.

"Ese puerco ya está vendido completo", anuncia Walter, el carnicero, mientras afila un cuchillo. "De hecho, todos los puercos que mataré en los próximos días ya están encargados. Es una locura cuando se acerca el fin de año, porque escasean los puercos para tanta gente".

leer más


Go to article


Go to Source Site

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *