Calendar

November 2017
MTWTFSS
« Oct  
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930 

We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.


Cubaverdad on Twitter

Víctor Ariel González

Ante la escasez anunciada, los estudiantes solo actuarán según las orientaciones ‘de arriba’ Continue reading
LAS TUNAS, Cuba.- Adscripta a la Fiscalía General de la República, Raquel Rodríguez Fraga, jefa de la Dirección de Protección de los Derechos Ciudadanos, el pasado 20 de abril notificó a Alberto Méndez Castelló: “Le comunico que recibido su escrito, el mismo ha sido trasladado a la Fiscalía Provincial Las Tunas para su tramitación y... Continue reading
LA HABANA, Cuba.- En EcuRed, el sitio web cubano que de forma abrupta pasa de lo sublime a lo ridículo y falsea la historia todo lo que puede, se destaca a Gerardo Machado y Morales con el mote de El Mocho, porque cuando joven perdió dos dedos, mientras trabajaba como carnicero en Camajuaní, su pueblo... Continue reading

Víctor Ariel González

Todo quedó sucio. Calle, pasillos, cuartos, paredes. Absolutamente todo con una capa de fango encima. Más fina sobre los muebles y los trastos, a los que el agua también tapó, más gruesa sobre el piso, donde ahora hay un lodazal. No es una suciedad cualquiera, sino aquella que quedaría sobre el tragante si dentro del fregadero cupiese La Habana entera.

Se ve asqueroso, aunque peor es lo mortífero. Las intensas lluvias de las últimas horas en la capital cubana han provocado inundaciones que se han llevado al menos a tres personas. Después del diluvio, las cisternas están inutilizables y deberán limpiarse. El agua sucia echó a perder la potable y durante varios días tendrán que venir camiones a abastecer a los afectados.

Los vecinos del lugar salen a barrer lo que queda. No viene una agencia a ayudarlos, ni una autoridad responsable. Todo el mundo saca al sol lo que no se salvó de mojarse, porque según un vecino casi no dio tiempo a salvar nada. Aquí, cuando empieza a llover, todo se empapa en cuestión de minutos.

Miles tuvieron que subir sus cosas a las barbacoas, construidas entre otras razones porque en este barrio la gente se ha ido preparando para semejante clase de eventos, que ocurren con más regularidad que la soportable. "Cada vez que llueve mucho, pasa esto", dice una mujer desde la ventana de su casa, en Calle 6. En la acera de enfrente se alza el enorme muro de El Pontón, un enorme y ruinoso complejo deportivo.

[[QUOTE:El agua sucia echó a perder la potable y durante varios días tendrán que venir camiones a abastecer a los afectados]]Dentro de la instalación, hace años, se sustituyó el terreno de fútbol y la pista de atletismo por un hueco anchísimo, concebido para dar cabida al agua venida desde todas partes. Esto es una zona baja, una gigantesca vaguada que en épocas remotas terminaba en una ciénaga.

Sin embargo, en los últimos años hasta esa medida –más bien desesperada por lo destructiva– se ha vuelto insuficiente. No solo entra en juego que el agua siempre reclama los territorios perdidos, sino que además las infraestructuras técnicas de la ciudad resultan insuficientes. Cerca, escondido bajo la calle desde hace cien años, se halla construido el dren de Matadero, la mejora sanitaria más importante de lo que entonces fue el nuevo sistema de alcantarillado de una Habana que crecía a pasos agigantados.

Tras las recientes e intensas lluvias, los mayores daños ocurren cuando los edificios que datan de esa misma época caen como fichas de dominó. Vienen advirtiéndose desde hace años las grietas, los ladrillos desnudos y los desplomes, pero es la lluvia quien debe limpiar lo viejo, de golpe.

[[QUOTE:No sólo ha llovido mucho en La Habana, sino que con la inundación ha salido a flote un problema más, resultado de tomar grandes pero equivocadas decisiones]]Lo otro es el hedor que se levanta del suelo. Cuando el calor y la luz del día comienzan a elevar los vapores y a secar ese fango, la peste es insoportable. Si no fuera porque la comunidad entera se pone a ello, la crisis sanitaria sería inevitable.

¿Cómo es vivir así? Un hombre muestra su casa, que quedó bajo el agua a una altura como de metro ochenta. La marca se puede ver en la fachada, y la línea se distingue a todo lo largo de la cuadra. Esta vez, le contaron, la inundación se extendió hasta dos o tres cuadras en dirección a la avenida Carlos III.

"Esto se pone peor con los años", se queja una mujer que vive al doblar la esquina. Ella, al igual que muchos por aquí, no pueden ocultar el disgusto por una situación que se ha salido de las manos a quienes deciden todo. A algunos podría ocurrírsele que, ahora que Cuba y Estados Unidos se arreglan, bien podría haberse utilizado todo el dinero de la Tribuna Antiimperialista en darle una solución a lo que se veía venir. No sólo ha llovido mucho en La Habana, sino que con la inundación ha salido a flote un problema más, resultado de tomar grandes pero equivocadas decisiones.

Continue reading

Víctor Ariel González

Van apareciendo en silencio, sin hacerse notar, poco después del amanecer. No se esconderán hasta entrada la noche, cuando vuelvan a casa o acampen en cualquier rincón de la ciudad para contar sus ganancias. Antes se les llamaba "buzos", no sin cierto desprecio; ahora, la actividad ha ganado tanto en organización como en empleados. Sin los recogedores de materias primas, La Habana sería una ciudad todavía más sucia.

Jesús es uno de ellos. Arrastrando una montaña de pedazos de cartón sobre su carretilla, se dirige a una casa de compra con la mercancía conseguida hoy. Por cada kilo le pagan un peso con veinte centavos, pero a veces consigue otro material –piezas de aluminio o bronce– y le pagan más. "Todo depende de saber buscar", dice.

En Benjumeda y Retiro, Centro Habana, se encuentra uno de los almacenes a los que acuden los recolectores que esperan pacientemente su turno en la fila. Cada uno carga la mercancía como puede, ya sea en un carrito de barrendero o en un remolque enganchado a un automóvil, un lujo, este último, poco común en el negocio. En Cuba, recoger desechos es un trabajo como otro cualquiera, pues apenas da para sobrevivir.

Alrededor de la industria del reciclaje se ha creado toda una red de trabajadores privados que juegan diferentes roles. Las "casas de compra" pueden ser particulares, como la que queda en Belascoaín y Santo Tomás, al lado de otro almacén estatal de recogida. La diferencia entre ambos puede estar, por ejemplo, en que los privados compran también las botellas de cerveza importada que no aceptan en cualquier sitio.

Con el destape del sector privado llegó la legalización de este tipo de oficios. Los recogedores de desechos deben pagar alrededor de treinta pesos al mes por su licencia, además de la seguridad social. Su régimen tributario no implica la obligación de presentar declaración jurada, explica Jesús mientras espera por otro camión. El que había, acaba de irse completamente lleno.

[[QUOTE:En Cuba, recoger desechos es un trabajo como otro cualquiera, pues apenas da para sobrevivir]]Pero también están los trabajadores que operan sin autorización alguna, como un trabajo extra. Ven la basura en la calle, la recogen y meten discretamente en un pequeño bolso. "¿Va a botar eso, señor?", preguntan cuando cualquier vecino se acerca a los contenedores de la esquina de su casa con una caja de botellas vacías.

Los ilegales siempre deben tener cuidado con la policía, pero los legales también son acosados ocasionalmente, sobre todo si su presencia coincide con un evento importante en la ciudad y no es "correcto" que estén por las calles, errantes y harapientos, porque "afean" el entorno.

Los medios oficiales cifran en 430.000 las toneladas de desechos reciclados cada año, lo que supone un ahorro de 212 millones de dólares a la economía nacional. El 64% de la recolección –que incluye una primera limpieza, clasificación y transporte de materiales hasta el punto de recogida– se produce gracias al ejército de particulares que deambulan por las calles. Lata vacía que ven, lata vacía que recogen.

Los de la fila de Benjumeda consideran que esa cifra se queda corta y acusan al Estado de poner apenas unos pocos camiones y esperar, mientras ellos lo traen todo. "Debemos suponer realmente un 80% o un 90% del total recogido", estima el chófer de un polaquito que arrastra un pequeño remolque cargado con piezas de acero inoxidable y que aclara no dedicarse al recoclaje con regularidad.

"En [el centro comercial] Carlos III lo hacen, pero no conozco ningún lugar más así", dice otro joven refiriéndose al pequeño almacén de materias primas situado al lado de la concurrida tienda. Existen algunos almacenes más, pero no muchos. Grandes tiendas habaneras poseen algún que otro espacio oculto dedicado a acumular las cajas, ya vacías y desarmadas, a la espera de transporte.

"La recogida de desechos no ocurre en tiempo por las entidades encargadas", según un reciente reportaje televisivo. La información oficial señalaba que "en la mayoría de los casos no existe un dominio en la implementación de los contratos, falta exigencia y rigor entre las partes involucradas, hay lentitud en la aprobación de bajas a medios y equipos y no se cumple con los planes de entrega".

[[QUOTE:Las toneladas de desechos reciclados cada año suponen un ahorro de 212 millones de dólares a la economía nacional]]"A las grandes empresas les corresponde ocuparse de sus desechos y financiar el proceso con sus propios recursos", aclaraba el reporte. De esa forma, el sector privado muestra una capacidad de gestión superior a la estatal trabajando en una escala menor.

Las deficiencias, por tanto, existen a nivel institucional. En Cuba la infraestructura para el tratamiento de la basura es insuficiente. Faltan depósitos –los que hay todavía no utilizan ningún sistema para diferenciar los desechos– y escasea el transporte. Además, falta también un interés industrial o de exportación de material reutilizable.

Todas estas condiciones provocan que no haya un sistema de recogida efectivo y los detritos se acumulen en las esquinas. Los incendios son frecuentes y los microvertederos constituyen un serio problema de higiene, que se agrava en los barrios más bajos, donde el servicio es todavía peor que en el centro y las zonas turísticas.

A pesar de que estos problemas han sido reconocidos por las autoridades, no se ha anunciado ninguna medida para abordar la recogida de la basura mediante una política estatal coherente.

Mientras tanto, es posible ver recogedores trabajando de madrugada, siguiendo cada evento importante que atraiga público y genere muchos desechos. Sin contrato, sin seguro por concepto de peligrosidad u otras condiciones de su trabajo. Así funciona el silencioso ejército que vive de la basura de los demás.

Continue reading

Victor Ariel Gonzalez

She didn’t have any luck. Like many, Estrella is one of those Cubans who faces the difficult task of feeding her children today without being very sure of what she will feed them tomorrow. Even still, hers is a family that is not classified as being in need of social assistance; thus, they will not receive any help from the State to buy the new induction stovetops that will go on sale “in a few days.”

This week it was announced that very soon everything will be ready to start the sale of this new kitchen equipment along with other items – a lidded pot, frying pan, pitcher and coffee pot – to the nearly 80,000 nuclear families who receive government assistance. The official media assures that, “the conditions have already been created in the stores of the special program network, belonging to the Ministry of Domestic Trade.”

The conditions include 257 “adequately equipped” workshops to repair the equipment, which carry a three-month commercial warranty. It has also been made easier for the vendors to pass “a training course” to connect the equipment and test it.

The plan has been designed to reduce energy consumption in the residential sector; induction stoves are up to 75% more efficient than resistance stoves, according to the concerned authorities, and, they add, they are easy to use, provide comfort and are more durable.

Behind this decision is none other than the Council of Ministers, whose policy has been responsible for other “bold moves” such as the unrationed sale of liquefied gas in various parts of the country “as an experiment.” Also, since 2014, and thanks to the “Food Cooking Program,” it is possible to buy home appliances through bank loans. In effect, the question of cooking in Cuba is a matter of State.

Estrella was one of those who bought her rice cooker on credit. Of the 7,800 who applied since the beginning, 7,355 have been approved and 5,828 delivered – at a cost of 15 million pesos* – among which we find hers.

[[QUOTE:In effect, cooking in Cuba is a matter of State]]

However, it wasn’t totally easy. First, because this pharmacy employee doesn’t earn enough wages for the bank to have confidence she can make on-time payments for her rice cooker. As in capitalism, lending to individuals in Socialist Cuba involves a risk analysis that weighs an individual’s ability to repay the debt.

Secondly, because she wouldn’t have been able to afford it without the help of some family members. But Estrella needed the pot, even though she would have to sell more medicines under the table than usual.

The issue of subsidies granted by Social Assistance is a delicate one. The form of payment with respect to the appliances that will soon be sold has not been completely defined, except that the acquisition of the stoves could be fully or partially charged to the State.

The Ministry of Labor and Social Security (MTSS) has declared the Provincial Administration Council is “the collective body that approves the sale of these stoves and decides which method of payment will be applied” in each case. To accomplish this they will work on standards for “socioeconomic assessment.”

Yusimí Campos, an official with MTSS, informed the national media that, among the families not benefitting there are also those “who cook their food with other services such as manufactured gas, liquefied gas or (…) those who live in remote areas and who have no electricity service.”

Estrella, who has piped gas in her Central Havana apartment, will have to wait a while to acquire a modern stove. Meanwhile, she has to finish paying the bank for her Chinese made Haier refrigerator. The last thing Estrella wants is another debt. And with regards to food, “something will come up,” she says, while showing a small reserve of eggs and rice that keeps her calm, at least for now.

*Translator’s note: Roughly running the math on these numbers gives the price for a rice cooker as somewhere between $80 and $100+ dollars. This is for an appliance that sells in the U.S. (looking at the one in the photo) for plus-or-minus $20. In other words, the government “loans” Cubans as much as six months wages, so that they can purchase one rice cooker.


Continue reading

Víctor Ariel González

Mientras se celebraba esta semana en La Habana la IV Asamblea General del Observatorio Iberoamericano de Seguridad Vial (OISEVI), la prensa oficial reportaba dos accidentes de tránsito en Camagüey, con dos fallecidos y 43 heridos.

Cada vez son más frecuentes en medios oficiales las noticias sobre siniestros en las carreteras. Además de los programas educativos que ocupan varias horas de transmisión semanal, publican imágenes de los accidentes y de sus consecuencias. Pero con todo y lo explícito del contenido en los mensajes, el índice de accidentes de tránsito no se reduce.

Con el objetivo de atajar lo que se está convirtiendo en un problema social, delegaciones de 20 países se reunieron en la capital cubana. El OISEVI es un organismo internacional cuyos objetivos se sustentan en cinco “pilares” : conseguir apoyo institucional en los países miembros, mejorar la infraestructura vial, incorporar elementos de seguridad en los vehículos, desarrollar la educación y la percepción del riesgo, y coordinar un sistema efectivo de respuesta a los incidentes.

El asunto se complica en el caso de Cuba porque tenemos un parque vehicular obsoleto. Los precios de las piezas de repuesto son prohibitivos y cuesta mucho mantener un carro en óptimas condiciones, si bien comprarlo nuevo resulta prácticamente imposible para el ciudadano común.

[[QUOTE:El foro internacional sirvió para evaluar los riesgos de accidentes, pero no se dio a conocer ningún plan concreto para disminuirlos]]

No obstante, en los últimos meses se han estado realizando inspecciones técnicas en plena vía a los vehículos particulares y varios choferes han perdido sus licencias. Ramón, taxista de la línea Boyeros-Capitolio, dice que los inspectores “están abusando por la calle”, aunque en las últimas semanas “la presión ha disminuido un poco, porque ni a ellos mismos (el Gobierno) les conviene tanta gente sin transporte”.

El otro drama lo constituye la calidad de la infraestructura. El mal estado de las vías no es mencionado como causante de los accidentes de tránsito, pero los conductores suelen quejarse de la cantidad de baches en las calles y carreteras –algunas de ellas muy transitadas–, lo que les obliga a hacer maniobras peligrosas para esquivarlos. La señalización es también muy deficiente, y no resulta extraño que un corte de electricidad afecte los semáforos de una concurrida intersección en pleno horario pico.

Sin embargo, los delegados del OISEVI reunidos en La Habana han presentado a Cuba como un “ejemplo”. Sobre todo el presidente de ese Observatorio, Felipe Rodríguez, quien considera como un hecho positivo “la importancia que se le da al transporte público en detrimento del transporte privado” dentro de la Isla. También han resaltado el hecho de que este país ha desarrollado normas específicas para la seguridad vial, un rasgo que distingue sólo al 7% de las naciones del mundo.

Puesto que todas las capitales latinoamericanas tienen sus sistemas de transporte “colapsados”, el OISEVI está mirando “con mucho interés” la posible evolución del transporte público en Cuba. Se ha mencionado el uso de bicicletas como una alternativa viable, algo que muchos cubanos recuerdan como parte de un período de escasez extrema.

El ingeniero Óscar del Toro, Inspector General del Transporte en Cuba, declaró que ese foro internacional sobre seguridad vial sirvió para evaluar los riesgos de accidentes, pero no se dio a conocer ningún plan concreto para disminuirlos. Los delegados extranjeros hablaron de la necesidad de concientizar a los ciudadanos sobre el uso “responsable” de la vía pública, así como de la “homologación de datos” para tener una visión real del problema. En todo caso, resulta extraño que en un país con tan pocos automóviles –y pocos ómnibus también– exista un índice tan elevado de muertes por accidentes de tránsito.


Continue reading

Víctor Ariel González

No tuvo suerte. Como muchas, Estrella es de esas cubanas que se enfrenta a la difícil tarea de dar de comer a sus hijos hoy sin estar muy segura de qué cocinará mañana. Aun así, la suya es una familia que no clasifica como necesitada de asistencia social; por eso no recibirá ayuda alguna por parte del Estado para comprar las nuevas hornillas de inducción que saldrán a la venta "en pocos días".

Esta semana se anunció que pronto estaría todo listo para comenzar la venta de esos nuevos equipos de cocción junto a otros insumos –cacerola con tapa, sartén, jarro y cafetera–, a casi 80.000 núcleos familiares en toda Cuba que reciben ayuda gubernamental. Los medios oficiales aseguran que, para ello, "ya están creadas las condiciones en las tiendas de la red de programas especiales, pertenecientes al Ministerio del Comercio Interior".

Las condiciones incluyen 257 talleres "adecuadamente habilitados" para reparar los equipos, cuya garantía comercial es de tres meses. También se ha facilitado que los vendedores pasen "un curso de capacitación" para conectar las ollas y probarlas.

El plan ha sido concebido para disminuir el consumo energético en el sector residencial, ya que las cocinas de inducción resultan más eficientes que las de resistencia hasta en un 75%, según afirman las autoridades implicadas que, además, agregan que son equipos de fácil manejo, brindan confort y resultan más duraderos.

Detrás de esta decisión se encuentra nada menos que el Consejo de Ministros, cuya política ha sido responsable de otras "audacias" como la venta liberada de gas licuado en varios territorios "de manera experimental". También desde 2014, y gracias al "Programa de Cocción de Alimentos", existe la posibilidad de comprar equipos electrodomésticos a través de créditos bancarios. En efecto, el asunto de cocinar en Cuba es una cuestión de Estado.

Estrella fue una de las que compró su olla arrocera a través de créditos. De los 7800 que se han solicitado desde que comenzaran, se han aprobado 7355 y ejecutado 5828 –por un importe de 15 millones de pesos–, entre los cuales se encuentra el suyo.

[[QUOTE:En efecto, el asunto de cocinar en Cuba es una cuestión de Estado]]Sin embargo, no todo fue fácil. En primer lugar, porque la trabajadora de una farmacia no recibe el salario suficiente como para que un banco confíe en que pagará a tiempo su olla arrocera. Como en el capitalismo, otorgar créditos a personas naturales en la Cuba socialista implica un análisis de riesgo donde pesa la capacidad personal de saldar la deuda.

En segundo lugar, porque no hubiera podido pagarlo si no hubiera tenido la ayuda de unos familiares. Pero Estrella necesitaba la olla, aunque debiera vender por fuera más medicinas que de costumbre.

El asunto de las subvenciones otorgadas por la Asistencia Social es delicado. La modalidad de pago respecto a los equipos que se venderán próximamente no ha sido del todo definida, salvo que la adquisición de las cocinas pudiese correr a cargo del Estado de forma total o parcial.

El Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) ha aclarado que el Consejo de la Administración Provincial es "el órgano colegiado que aprueba la venta de estas cocinas y decide qué modalidad de pago debe aplicarse" en cada caso. Para ello se trabajará en los estándares de la "evaluación socioeconómica".

Yusimí Campos, funcionaria del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), informó a los medios nacionales que, entre las familias no beneficiadas, se encuentran además aquellas "que cocinan sus alimentos con otros servicios como el gas manufacturado, el gas licuado a ciclo normal o (...) que convivan en zonas alejadas, distantes, y no tengan servicio eléctrico".

Estrella, que posee gas de la calle en su apartamento de Centro Habana, tendrá que esperar por el momento para adquirir la moderna cocina. Mientras tanto, deberá terminar de pagar al banco su refrigerador marca Haier. Lo último que quiere Estrella es otra deuda. Y respecto a la comida, "ya aparecerá algo", dice, a la vez que muestra una pequeña reserva de huevos y arroz que la tranquiliza, al menos por el momento.

Continue reading

Víctor Ariel González

En el colegio electoral número 2, ubicado bajo el FOCSA, el conteo de votos concluyó cerca de las siete de la tarde e Hildebrando Chaviano, el candidato opositor quedó en último lugar. Hasta aquí, ninguna noticia. Pero las cosas cambian si se analizan los datos. De las 448 boletas válidas, Hildebrando Chaviano obtuvo 105, solo 18 menos que la candidata nominada finalmente. Todo un triunfo para alguien descrito por la biografía oficial como"contrarrevolucionario". Además, 14 boletas en blanco y 25 anuladas fueron contabilizadas en este colegio.

"La población no está preparada, hay mucha ignorancia y confusión creada contra nosotros pero aún así se ha logrado mucho porque nunca antes se había llegado a la candidatura", explicó a la agencia EFE el abogado residente en el barrio residencial habanero de El Vedado, donde él mismo se postuló y fue elegido para ser candidato por los vecinos de su zona.

En total, Hildebrando sumó 138 votos en su circunscripción, según informó vía telefónica el propio opositor, minutos después de finalizado el conteo. Su colega Leonardo Hernández, de Primavera Digital, hizo de observador en el otro colegio electoral que completa la circunscripción (el número 1, en calle 13, entre M y N) y afirmó que allí se habían contabilizado 33 boletas para el opositor.

[[QUOTE: La ganadora obtuvo un 28% del total de votos válidos, mientras el respaldo al opositor Chaviano rondó el 19%, solo nueve puntos por detrás]]A las afueras del colegio número 2, un pequeño grupo de simpatizantes del Gobierno comenzaron a gritar "Viva Fidel" y otras repetidas consignas. Entre ellos, se encontraban numerosos agentes de la Seguridad del Estado que observaban cada movimiento y a cada visitante. La prensa internacional y la cubana atestaron la oficina en que se situó la mesa electoral.

Con los votos de los dos colegios electora les sumados, el total de votos válidos de la circunscripción fue de 741, según información suministrada por Chaviano. La ganadora, con 208 votos a favor, obtuvo un 28% del total de votos válidos, mientras el respaldo al opositor Chaviano rondó el 19%, solo nueve puntos por detrás para esta candidatura inédita.

"Los cambios tienen que ser mentales, perder sobre todo el miedo y decidirse a votar por los que verdaderamente uno quiere, no por el que siempre me han puesto ahí que no me va a resolver nada", comentó el disidente que cree que su candidatura ha dado a los ciudadanos de su zona la oportunidad de ser "un poquito desobedientes".

Continue reading

Víctor Ariel González

"¿Por quién votaste?", le preguntaban a una mujer mayor sus vecinos. "Por Chaviano", respondía ella mientras salía del colegio electoral del edificio FOCSA, justo cuando el reportero de este diario pasaba cerca. Quizá fuese casualidad, o quizá, después de todo, el mito oficialista de la no representatividad de la oposición cubana se derrumbó hoy.

Alguien, al menos esa mujer que ni siquiera reparó en quién podría estarla escuchando, votó por Pucho, como le dicen cariñosamente a Hildebrando Chaviano. El candidato opositor conversó con 14ymedio luego de este mediodía, mientras descansaba un poco del ajetreo electoral en su apartamento del piso 28, donde vive con su esposa, Susana Mas, también periodista.

Ha sido una jornada maratónica. CNN, EFE, AFP y varias cadenas y agencias de noticias más le han estado entrevistando desde la mañana. Una de las que más ha impresionado a Chaviano ha sido la Televisión Cubana. "Fue la primera a la que concedí una entrevista", cuenta. Aunque no reconoció a la reportera, y piensa que una buena parte de su intervención ante las cámaras nacionales pudiera ser censurada por el contenido de su discurso, el candidato se muestra algo sorprendido por la iniciativa.

Asimismo, Hildebrando Chaviano confiesa que será un día que no olvidará. Es la primera vez que un opositor se presenta a elecciones, y el hecho no ha pasado para nada desapercibido. Su biografía, a la entrada del colegio electoral, fue redactada con los peores epítetos que encontró la Comisión Electoral, empezando por "contrarrevolucionario". Sin embargo, eso no ha impedido que algunos vecinos se muestren entusiasmados con la idea de ver algo diferente esta vez. Hace unos días, dice Pucho, un elector comentó sobre su candidatura: "al fin veo una gente con vergüenza en esto".[[QUOTE:CNN, EFE, AFP y hasta la Televisión Cubana han estado entrevistando a Chaviano desde la mañana]]

Le han llegado otras muchas muestras de afecto. Uno de sus viejos vecinos –Chaviano vive en su apartamento desde el año 1961– ha elaborado un lema que enuncian todos en casa: "Votemos por Pucho porque lo queremos mucho".

Mientras espera por el recuento de votos, que comenzará a las seis de la tarde, el candidato opositor habla un poco de lo que tiene previsto si es electo. Lo primero, afirma, es mejorar las condiciones de alimentación de los ancianos en la comunidad que se encuentren en situación de desamparo. También prevé luchar por mejorar las condiciones de aquellos cuya vivienda se halla en estado crítico de deterioro y no obtienen créditos para efectuar reparaciones.

A largo plazo, en una batalla algo mayor, Chaviano abogará por definir a los cuentapropistas como figuras jurídicas. De ideología liberal –una corriente que defiende en medio de los embates populistas oficiales–, el opositor desea otorgar garantías a los emprendedores privados para impulsar el desarrollo de pequeños negocios locales.

Cuando comience el conteo de votos en los dos colegios electorales donde se puede ver la foto de Hildebrando Chaviano, dos de sus amigos le ayudarán, como observadores, mientras las boletas son acumuladas para uno y otro candidatos.

Continue reading
Cubavisión obligado canal de la Cumbre de Panamá, mostró y dejó escuchar a las brigadas castristas gritando sus consignas, y por breves instantes, dejó entrever, en silencio, a los disidentes pacíficos. ¡Bravo! Esas involuntarias concesiones, marcan la diferencia. Reafirman quién es el lobo Continue reading
Los turistas que caminan por la restaurada calle Obispo, solo miran las candenciosas caderas de las mulatas. Las calles aledañas esconden el daño, la miseria, el abandono
Los jóvenes estadounidenses de visita en Cuba se llevarán una imagen tan distorsionada de la realidad cubana que no querrán volver el día que descubran los secretos que se escondían detrás de los escenarios montados para ellos Continue reading
Cuando Twitter, Facebook, Instagram y otras redes sociales se extiendan por el territorio de la Isla, ¿quién le dirá a los cubanos que no publiquen imágenes del arresto de activistas pacíficos o desmientan las mentiras de la prensa oficial Continue reading
Se sabe sin futuro, se aferrará a su pasado con todas las fuerzas que le queden. No quiere que le hablen de un mañana que no tiene sitio para él Continue reading
Los miltares cubanos tratarán de dar borrón y cuenta nueva y comenzarán a ejecutarlo todo de la misma manera que lo hacen hoy Continue reading
La normalización de las relaciones Cuba-EE.UU. se le va de las manos al monopolio oficial de los medios de prensa. La Mesa Redonda de este jueves fue un ejemplo Continue reading
La tormenta arrecia y el presidente de Venezuela deja al lado el discurso populista de izquierda, arrimándose bajo el paraguas del capital financiero Continue reading
¿Sería posible dentro de la Isla un debate sobre el embargo, como los que ocurren en Estados Unidos? ¿Contribuiría su levantamiento a la circulación de prensa libre en Cuba? Continue reading
La Cujae, una universidad puramente revolucionaria que celebra su 50 cumpleaños con una fiesta importada de EE UU Continue reading
El éxito arrollador de la oferta underground evidencia que el bombardeo ideológico del Estado ya no encuentra público Continue reading
Nuestros peloteros escapan a Grandes Ligas. En EE.UU.a ninguno de estos millonarios se le ocurre caerle a batazos a otro jugador. La violencia la dejan en la Isla Continue reading
¿Qué pasaría si algún contagiado no fuera detectado por los precarios controles sanitarios de las terminales cubanas y se mezclara con la población? Continue reading
Cada vez más cerca del apagón informativo, pareciera que escasea hasta la imaginación para inventar falsos logros y publicarlos Continue reading
Es el último fin de semana de carnavales en la capital. Los graderíos para que el público vea el desfile se tuestan al sol, a la espera de “la noche de los cuchillos largos” Continue reading
Ni soñar con una piscina. A la playa en guagua, un reto. Tirarse al mar contaminado desde el Malecón, única forma de escapar del calor de agosto en La Habana Continue reading
La expulsión de Alfredo Despaigne de la Liga Mexicana de Beisbol ha provocado ira en la prensa cubana. ¿Debería sacrificar el gramense los millones de dólares que cobraría en La Grandes Ligas por serle fiel a su único patrón? Continue reading
Virulo, Premio Nacional del Humor 2014 se presentó anoche junto a Ernesto Acher, ex integrante del conjunto argentino Les Luthiers Continue reading
Más de mil estudiantes egresamos en 2006 de aquellas aulas, pero en 2014 han egresado apenas 400 Continue reading
Sin dudas, ha habido saltos tecnológicos que consiguen burlar cada vez mejor el cerco oficial de las prohibiciones. Los “paquetes” constituyen la trasgresión llevada al siguiente nivel. La situación de las autoridades es desesperada: no pueden con esa competencia. Continue reading
La gente mayor que normalmente negocia los periódicos, conocedores de su oficio, no han arriesgado con el más reciente libelo de Fidel Continue reading
¿Sabía el ministro cubano del Interior que su hijo se preparaba para huir? Continue reading
En el mercado de Carlos III, desabastecimiento, desorden, suciedad, olores a podrido y altos precios Continue reading
Comprar un celular en CUC, donde la mayor parte de la gente cobra en pesos cubanos Continue reading
Portales vacíos, puestos de mercados desaparecidos. Paradas de ómnibus atestadas. El pesimismo impera Continue reading
Los cubanos no dan mantenimiento a sus casas no por un descuido deliberado, sino porque sencillamente no pueden Continue reading
¿Subirán los precios del mercado negro del gas de balón con las altas tarifas anunciadas? Continue reading
Un pasador de bisagra de cuatro pulgadas, de bronce y con las iniciales RC, tiene su precio: 20CUC Continue reading
Algunos habaneros esperaban este viernes una manifestación por parte de trabajadores del sector no estatal. El motivo: amenazas y cierre por parte del gobierno de un sector del comercio privado Continue reading
Sondeo ante nuevas ordenanzas arroja descontento. Están enfadados los cuentapropistas que compraron productos en el exterior y arriesgaron pequeñas “fortunas” Continue reading
La prensa oficialista ha callado la muerte de otro ciudadano por causa del mal estado de las construcciones Continue reading
Adolescentes permanecen encerrados hasta ocho horas con solo un escuálido tentempié en el estómago Continue reading

Recientemente, la prensa estatal ha dado a conocer cifras brindadas por la Oficina Nacional de Estadísticas e Información (ONEI), relacionadas con el último censo efectuado en el país, en septiembre de 2012.

leer más

Continue reading
LA HABANA, Cuba, 19 de agosto de 2013, Víctor Ariel González/ www.cubanet.org.- El pasado sábado  17 de agosto, al mediodía, tuvo lugar en áreas del Parque de la Fraternidad una protesta pacífica pro derechos civiles y en contra del régimen de los Castro. Al momento de redactar esta nota, este reportero desconocía a qué grupo [...] Continue reading
Nuevo tipo de “trabajador por cuenta propia” sin licencia: eslabón clave en la cadena económica de supervivencia Continue reading